, ,

El beso de Marina y su novio en directo ha sido histórico, pero no todo el mundo está contento

Patrocinados

La gala 5 de Operación Triunfo 2017 llegó a Televisión Española marcada por la exclusiva que conocimos unas horas antes, en la que se confirmaba que habrá reencuentro entre los “triunfitos” de la mítica primera edición de OT y los de esta nueva edición del formato. Pero hasta llegar a ese esperado momento, el concurso ha seguido en marcha y hemos conocido a la cuarta expulsada —Marina— del concurso musical.

Los concursantes salieron al escenario para dar el pistoletazo de salida a la gala interpretando “La revolución sexual, el conocido tema de La Casa Azul cantado por Guille Milkyway, líder de la formación y profesor de cultura musical del concurso. Una elección que había sido muy comentada durante los últimos días, especialmente después de que una tuitera homófoba cargara contra el programa y recibiera un memorable ZASCA de la mismísima Noemí Galera.

Patrocinados

Marina y Mireya eran las dos nominadas de la semana, y la primera se atrevió con “Young girl” de Christina Aguilera. Un número muy estático pero en el que fue capaz de demostrar su gran talento vocal. Los profesores, coincidieron en que la nominada hizo hecho el mejor pase de toda la semana. Sin embargo no fue suficiente, y se convirtió finalmente en la expulsada de la noche.

Patrocinados

Como la semana anterior, la concursante pudo despedirse de todos sus compañeros en directo. “Vivir con ellos es lo mejor que me ha pasado en la vida“, expresó agradeciendo el trabajo a todo el equipo. Pero entonces sucedió uno de los momentos más comentados de la noche —y de toda la edición.

Y es que Operación Triunfo 2017 ha conseguido muchos hitos: para empezar, que los seguidores del formato se olviden de aquella primera edición y disfruten de esta nueva generación de concursantes y de todo lo que tienen que aportar al formato y a la música. En tiempos de Grandes Hermanos y tronistas, resulta refrescante ver a un grupo de jóvenes tan diversos hablando sobre sin complejos y sin malicia.

Pero hay más: el momentazo de la noche sucedió entre Marina —que se ha declarado bisexual— y Bastian, su novio transexual. Un beso que pasará a la historia.

Y es que, para muchos internautas, el papel de Televisión Española debería ser este: formatos que están haciendo muchísimo por la visibilización y la normalización del colectivo LGTBI, y conseguir que personas de todo tipo se sientan representadas por el contenido que se emite en la tele pública.

Eso sí, no faltaron las críticas por parte de los espectadores más retrógrados, o a los que simplemente no les pareció para tanto… A todos ellos, les dedicamos este tuit:

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios

Patrocinados