,

Pablo Motos se lleva el ZASCA de su vida con la respuesta de una señora a su concurso de “la llamada”

Patrocinados

El programa El Hormiguero, de Antena 3, ha vuelto con una nueva temporada haciendo lo que mejor se le da: por supuesto, siguen contando con invitados que son un reclamo seguro para la audiencia. Sin embargo, la temporada comenzó con críticas después de que algunas de sus últimas invitadas pareciesen aburrirse en el plató.

Y aunque la visita de Pedro Pascal, actor conocido por participar en Juego de Tronos o Narcos, parecía destinada a terminar con la mala racha, al final lo más comentado fue el ZASCA del actor a Pablo Motos por no saber inglés.

Patrocinados

Pero lo más polémico de la temporada fue lo que ocurrió el pasado jueves 5 de octubre con su invitada, la cantante estadounidense Anastacia. El gesto que desató las iras de los internautas fue un beso que Motos le dio a la artista en el cuello… sin previo aviso. Y todos coinciden en que la cara de la cantante, un poema, lo decía todo.

Este suceso inspiró a un tuitero a recopilar “todas las veces en donde Pablo Motos ha sido un machista“, un hilo que se convirtió en viral y que dejaba en muy mal lugar al periodista. Sin embargo, no podemos decir que le sirvió para mejorar su comportamiento con las invitadas: semanas después, con la tenista Garbiñe Muguruza se volvió a repetir la historia.

Patrocinados

La última anécdota relacionada con el programa tiene que ver, en este caso, con lo que ocurrió durante su concurso de “la llamada. Son muchos los espectadores del programa que cruzan los dedos para que sea su teléfono el que suene cuando en el programa marcan un número al azar.

Según las reglas del concurso, plantean a la persona que conteste la pregunta “¿sabe usted qué es lo que quiero?“. Si el receptor contesta “la tarjeta de El Hormiguero“, gana automáticamente 3.000 euros. Sin embargo, el miercoles 13 de diciembre el programa pinchó en hueso.

Fue Marta Hazas la encargada de hacer la pregunta, acompañada de Motos y del invitado de la noche, José Sacristán. Y las caras de los tres fueron un poema cuando escucharon la respuesta de la mujer que levantó el teléfono:

“Ni lo sé, ni me importa.”

Se tiró el rollo Motos e intentó darle una segunda oportunidad, sugiriéndole incluso que pusiera Antena 3 para comprobar que la llamada era real… pero no consiguió contagiarle la ilusión, mientras en el plató todo eran risas.

También en las redes sociales:

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Fuente: elegímaldía

Patrocinados