,

Tras desenmascarar la farsa del Rey Chatarrero ‘Cuatro’ toma una medida drástica sobre ‘A cara de perro’

Patrocinados

¿Qué puede salir mal si al frente de un programa pones a un presentador con denuncias por supuesta violencia de género y con un pasado muy relacionado con organizaciones de ultraderecha? Pues lo más probable es que, más temprano que tarde, te explote todo en la cara. Ojo, que este individuo también se dedicaba a extorsionar a mujeres con publicar vídeos íntimos que él mismo grabó mientras mantenían relaciones sexuales. Un angelito, vaya.

‘A Cara de Perro’ y su presentador, el famoso Javier García Roche, el Rey Chatarrero, volvía a estar en el punto de mira hace unos días por haber falseado el final de una historia. El presentador de desplazó hasta Huesca para ayudar a la asociación Amigos Peludos Bajo Cinca, que intentaban rescatar a un perro que llevaba meses vagando por las carreteras y que, por el terror del animal, siempre se les escapaba.

Patrocinados

Pero llegó Roche, y lo que no lograron los responsables del refugio animal en meses lo consiguió él en una hora. Pero con un pequeño detalle: el perro abandonado era negro, y él, después de ver al animal abandonado cruzar la carretera y de un más que sospechoso corte de cámaras, apareció de la nada con un perro marrón. ¡Magia!

Patrocinados

Como era de esperar, después de esta bochornosa manipulación las redes sociales echaron humo contra el presentador, y hasta la productora del programa tuvo que salir a pedir disculpas. Pero de poco han servido, y Mediaset, a pesar de que las audiencias del programa eran superiores a la media de la cadena, han decidido mover ‘A Cara de Perro’ del prime time a la madrugada los dos últimos capítulos de esta temporada. Más vale prevenir que curar, habrán pensado.

Que digo yo que no habrá profesionales en España que quieran a los animales, los respeten, y puedan hacerse cargo de un espacio así sin tener el currículum de este señor. ¿O es que aquí lo importante no eran los animales sino el morbo? 

Patrocinados