Patrocinados

,


Estupefacción al salir a la luz la fianza que tendrá que pagar el youtuber Mr. Granbomba por el famoso “caranchoa”

Patrocinados

Mientras muchos siguen pensando que el bofetón que recibió MrGranBomba estaba plenamente justificado, otros internautas consideran que la violencia nunca está justificada.

caraanchoa_6_small-3-2

Pero quizás el problema de fondo es que, a lo tonto, éste youtuber —llamado en realidad Sergio Soler— tenía casi medio millón de seguidores, muchos de los cuales consideran que es divertido ver cómo se humilla a los demás.

Patrocinados

La agresión, como sabéis, se convirtió en tendencia en las redes sociales y dio pie a miles de comentarios. Tal fue el revuelo, que MrGranBomba fue a Hazte Un Selfi a anunciar su retirada… momento que el repartidor aprovechó para romper su silencio.

Pero lo que nos dejó con la boca más abierta todavía fue la compra del canal del alicantino por la marca de gafas de sol Hawkers, muy popular en las redes sociales por su marketing agresivo.

Patrocinados

Según las primeras informaciones, la marca habría pagado una cantidad indeterminada al youtuber, tras de pedir la aprobación de la plataforma de videos, y habría adquirido este canal de YouTube con tantos seguidores para dios sabe qué propósito.

Y es que a pesar de su cacareada retirada, el “caranchoagate” le llevó a ser una de las personas más buscadas, y el número de seguidores en su canal de YouTube llegó a ser de casi 520.000.

1483521285_470476_1483543218_noticia_normal

Ni MrGranBomba ni Hawkers han confirmado —ni desmentido— la noticia, pero no hay que ser Sherlock Holmes para saber que, en algún momento, en vez de bromas pesadas veremos publicidad de gafas de sol en el polémico canal…

Pero vamos al grano: el repartidor fue multado en marzo de 2017 con 30 euros por un delito de lesiones leves tras el golpe en la cara de Soler. Pero por lo que parece el youtuber va a tener que hacer frente a un pago mucho mayor.

Un auto, con fecha del lunes 14 de mayo, de la juez María Luisa Carrascosa, del Juzgado de Instrucción 9 de Alicante, ha fijado una fianza de nada más y nada menos que 500.000 euros a Mr. Granbomba para “hacer frente a la responsabilidad civil derivada de una posible condena”.

El abogado del trabajador ha afirmado que la querella se debe, no solo al polémico vídeo, sino también a otro donde explicaba todo lo ocurrido.

En estas imágenes, Soler menoscaba “el honor de su patrocinado y atentaba contra su imagen” al llamarle “delincuente” o “amargado”, entre otros términos.

Pero además de esta fianza, el letrado reclamaba al youtuber un multa de 16.200 euros “por un delito continuado de injurias y un delito de calumnias realizado con publicidad”. Así mismo, se pide que Google Spain SL, propietaria de YouTube LLC, declare su responsabilidad civil solidaria.

Según la acusación, la imagen del querellante ha sido “utilizada y publicitada” sin su consentimiento a nivel internacional en “parodias, videojuegos y productos de merchandising” y le han convertido “en personaje público en contra de su voluntad”, ocasionándole un “grave perjuicio psicológico y moral”.

Por cierto, que el repartidor “caranchoahabló en directo por primera vez y dejó estar perlas con una petición emocionante para el youtuber.